Gestión eficiente de la energía eléctrica en las industrias colombianas

Por esto, existe gran importancia que este asunto gerencial seaparte de las políticas empresariales corporativas, y se requiera incluir los conceptos de ahorro y uso eficiente de la energía eléctrica dentro de los objetivos estratégicos de las compañías. Existen dos razones principales para preocuparse por la gestión eficiente de la energía: la primera, tiene que ver con la mejora en la eficiencia y la productividad, que derive a su vez en una mejora económica (Parra, 2007), incrementándose la competitividad y sostenibilidad de la compañía.

La segunda, se asocia al uso racional de la energía eléctrica, de tal forma, que genere un menor impacto en la utilización de los recursos naturales, lo cual tiene un beneficio económico potencial con la disminución de la huella de carbono, evitándose los gravámenes por las emisiones de gases de invernaderoplanteados por el fondo  monetario internacional (Norregaard, 2000). Otro punto importante dentro de la gestión eficiente de la energía, se asocia a la corroboración inherente de los muy malos planteamientos de los trazados estratégicos de las compañías (Thompson, 2012). Estos demuestran más una preocupación por conseguir las certificaciones ISO9000 e ISO14000, lo cual, las conduce a procesos certificatorios que la mayoría de las veces sólo duplican objetivos estratégicos, misiones, visiones, y otros, de empresas estándar pertenecientes al mismo grupo económico, pero como lo expresa (Thompson, 2012, p.21) hace falta “la responsabilidad de fijar el rumbo por parte de la administración: definir un curso estratégico, establecer objetivos de desempeño y elegir una estrategia capaz de producir los resultados deseados”.

De aquí que, ni siquiera se utilicen metodologías que permitan verificar la posición de la empresa en su ambiente económico, tales como Lienzo de Osterwalder y el Lienzo de Lean, el análisis de fortalezas, debilidades, oportunidades y amenazas (DA FO), y la Gráfica de posicionamiento Empresa-Mercado (Thompson, 2012, p.267), que le permitirían a una compañía estimar cómo pueden llegar a una posición competitiva. La carencia de un real trazado de identidad de una compañía por la inexistencia de un rumbo estratégico claro y personalizado, empeora el escenario en cuanto a la vinculación de un programa de gestión eficiente de energía, dado que, al no existir una estrategia propia para el negocio de interés de la corporación, mucho menos existirá una política arraigada a los principios empresariales que propenda por el uso racional y eficiente de la energía y la mejora en la eficiencia y productividad.

Por esto, además del objetivo de este artículo de entregar claves sencillas para el diagnóstico y potencial mejora en la eficienciaenergética de una planta industrial  en particular, se permea la necesidad a los gerentes o responsables, de iniciar una política empresarial para la gestión eficiente de la energía que vaya vinculada con la razón misma de existencia de la compañía, de tal manera, que la haga sostenible y competitiva. Adicional a los beneficios descritos de la implementación de un programa de gestión eficiente de la energía eléctrica, es posible, poder dimensionar, de manera eficiente, la generación de energías renovables alternativas. Dado que el precio del kWh limita demasiado nuestro proceso productivo, es posible, acceder por ejemplo a generación solar, dimensionando en forma adecuada el tamaño de la potencia a instalar en paneles solares,sin incurrir en sobre potencias que sean productos de la mala reacomodaciónde los consumos, cuya consecuencia sea un tiempo de recuperación de la inversión no viable a nivel de gerencia.

Recomendaciones típicas para una gestión eficiente de la energía eléctrica .

• Utilización de lámparas de bajo consumo.
• Cambio del color de las paredes por tonalidades claras, para mejorar la iluminancia.
• Control temporal de la iluminación, para evitar tener áreas iluminadas sin tránsito.
• Realización de mantenimientos periódicos de los aires acondicionados.