Cambios en el reglamento técnico obligatorio para barras de refuerzo de concreto

Cambios en el reglamento técnico obligatorio para barras de refuerzo de concreto

Por: Ricardo Prada / Ingeniero Mecánico

El  4 de octubre de 2018 se cumplió un año de la emisión de la Resolución 1856 de 2017, por la cual se expidió el Reglamento Técnico Obligatorio (RTO) aplicable a barras corrugadas de baja aleación para refuerzo de concreto en construcciones sismo resistentes que se fabriquen, importen o comercialicen en Colombia, vigente desde el 11 de marzo de 2018.

La resolución 1856 reemplazó al Decreto 1513 del 16 de julio de 2012, por lo cual destacamos en esta oportunidad los principales cambios:

1.El RTO pasa de ser un decreto a ser una resolución. Un decreto es un acto de tipo administrativo dictado por el poder ejecutivo, mientras que la resolución es una providencia dictada por una autoridad mediante la cual se ordena el cumplimiento de determinadas medidas. Generalmente los decretos complementan a las leyes y las resoluciones a los decretos.

2.Dentro del artículo 5 de la resolución se incluyen las siguientes modificaciones:

 

  • Se define qué es “Barra corrugada de baja aleación” y se relaciona con los numerales 6.2, 6,3 y 6,4 de la norma NTC2289.

 

  • Se simplifica la definición de “Etiqueta”. El decreto condicionaba a que la información de la etiqueta estuviere disponible por lo menos hasta el momento de su comercialización al consumidor.

 

  • Se eliminan las definiciones de “Fabricante”, “Importador”, “Productor” y “Proveedor”. Particularmente en el decreto 1513 se explicaba que, según el Decreto 3466 de 1982, los importadores se reputan productores respecto de los bienes que introduzcan al mercado nacional.

 

  • Se complementa la definición de “Paquete”, explicando que las barras allí contenidas pueden provenir de máximo dos lotes o coladas. Si bien esto es válido para los paquetes que vienen de una siderúrgica, puede ser que un taller de figuración deba controlar el número de coladas según el peso de sus propios paquetes.

3.El numeral 6.1 de la resolución eliminó la exigencia de colocar la etiqueta en alguna parte de la barra corrugada que se pedía en el correspondiente artículo del decreto. Ahora es suficiente que la etiqueta esté colocada por cada paquete o unidad de empaque. Colocar una etiqueta por cada barra era una disposición que ninguna fábrica, nacional o extranjera, cumplía porque no disponen de una tecnología que logre etiquetar barra a barra en su línea de producción. Varias empresas comercializadoras se vieron multadas por este requerimiento.

Adicionalmente, el numeral 6.1 de la resolución introduce un parágrafo aclarando que cada nivel de distribución y comercialización quien efectúa la venta es el único responsable por asegurar que para cada unidad de empaque esté disponible por lo menos una etiqueta al momento de la venta, responsabilidad que cesa con la entrega del producto. El comercializador puede colocar una etiqueta propia, diferente a la del fabricante siempre y cuando contenga la misma información que la etiqueta del fabricante para el paquete respectivo.

Se corrige así el malentendido de que el fabricante o importador era el único responsable de conservar la etiqueta de los paquetes en toda la cadena de comercialización y hasta el consumidor final. Cada nivel de la cadena es responsable por la conservación de las etiquetas de los paquetes de barras, con lo cual se asegura su trazabilidad.

4.El artículo 6.3 de la resolución 1856 renueva los requisitos técnicos específicos que deben cumplir las barras corrugadas para refuerzo de concreto en construcciones sismo resistentes y los asocia a la norma NTC2289, décima actualización del 23 de septiembre de 2015.

Hay otras modificaciones en cuanto a los procedimientos y documentos para demostrar la conformidad con el RTO, por lo cual los invitamos a darle una buena leída a la Resolución 1856, de obligatorio cumplimiento en la República de Colombia.